26783

¿Qué tanta agricultura hay en la ciudad?

Compártelo

Cuando hablamos de agricultura, nuestro imaginario de inmediato se remite al campo, pensamos en cultivos, ganadería, agricultores y paisajes hermosos, pero al preguntarnos cuánta agricultura hay en las ciudades, las respuestas suelen ser difusas. Quizás, una de las respuestas inmediatas esté relacionada con la agricultura urbana y la existencia de los alimentos en nuestras mesas. Pero ¡es más que eso!

La agricultura se ha perpetuado como la semilla del desarrollo de la sociedad. Sin ella, básicamente, las artes, la moda, los diferentes medios de transportes y casi todo lo que conocemos y usamos a diario no existiría.

De no ser por el pigmento natural de los frutos y plantas no se hubiese concebido la idea de crear algo llamado “pinturas”, o de no haber descubierto fibras de plantas y animales que protegieran del frío, ¿qué vestiríamos hoy en día? Incluso trenes, barcos, aviones, y automóviles no estarían en nuestro radar de no ser por algunos cultivos o minerales productores de energía.

Ahora que eres consciente de cuánta agricultura nos rodea, te queremos presentar algunos productos muy populares a base de materias primas agrícolas que a diario nos facilitan la vida.

Lee también: Sin campo no hay ciudad

Maquillaje

La industria cosmética es uno de los sectores que más aprovecha el potencial de la agricultura, empleando siempre propiedades de plantas y frutas para fabricar sus productos de belleza, que cuentan generalmente con extractos naturales de sábila, aloe vera, cítricos, cereales, frutos secos y algunos vegetales que hidratan y protegen todo tipo de piel.

Por ejemplo, los desmaquilladores cuentan con extractos de aceite de jojoba, oliva, coco, almendras y avellanas. Sin embargo, la nueva tendencia de desmaquillantes usa infusiones de manzanilla, tomillo, romero y té verde.

Algunos productos en polvo sueltos o compactos como los rubores y las sombras son elaborados con granos de arroz. Mientras que cultivos o plantas como la canela, el pepino, las fresas, el trigo y el cacao son empleados en una amplia variedad de cremas, sin olvidar en ellas, el efecto humectante y reparador que cumple el aloe vera, ingrediente que también es uno de los principales secretos en la fabricación de labiales o bálsamos para labios.

Productos de cuidado personal

Igual que el maquillaje, los champús, los jabones y algunos desodorantes cuentan con ingredientes naturales como frutas y aloe vera que además de aportar fragancias, cuidan la piel de la resequedad o el exceso de grasa. Cabe destacar que algunos jabones son reconocidos por su suavidad dado que su elaboración cuenta con extractos de algodón.

Lee también: Los múltiples usos del algodón en nuestra vida

Fibras naturales

Las fibras, aunque son populares en la industria textil, también son usadas en otros sectores como la fabricación de insumos médicos, artesanías, papelería, incluso ¡el dinero! Los productos que usas a diario por lo general provienen del algodón, un cultivo funcional para elaborar todo tipo de ropa y producir billetes, encuadernaciones, lonas e hilos industriales.

Las artes también se benefician de estas fibras, elementos como el papel en general, papel para esténciles y telas para lienzos son producidos a partir de cáñamo o abacá. Este último, producido principalmente por Filipinas y Ecuador, también se emplea para el papel moneda, los filtros de cigarrillos y las bolsas de té.

El bonote, originario de la cáscara del coco es una fibra de la que depende la elaboración de sogas, redes de pesca, cepillos, tapices y colchones. Hay muchas otras fibras que dan vida a los productos ya mencionados y a telas para mantas, sábanas, manteles, cortinas, tapetes, hilos y redes. El yute, por ejemplo, es una planta que produce una de las fibras más usadas en el mundo, junto con el algodón. Cada fibra extraída del tallo de la planta puede tener una longitud de 1 a 4 metros.

Otro ejemplo es el ramio, una fibra delgada que se extrae del tallo de la planta que lleva el mismo nombre, y es cultivada principalmente por China y Brasil para beneficiar a industrias textiles y la fabricación de papel y redes. Contraria a esta última, se encuentra el sisal, una planta que crece con extensas hojas para producir una de las fibras más gruesas y duras del mundo. Esta fibra beneficia especialmente el sector de la agricultura, al elaborar con ella los costales que se usan para las máquinas cosechadoras, o para sustituir el asbesto y la fibra de vidrio.

Por último, se posiciona el reconocido lino, una fibra que mezcla las propiedades del ramio y sisal para tener una textura fina, fuerte, larga y rígida. Esta fibra nace del tallo de la planta, la cual es cultivada en extensión por Francia, Bélgica y Países Bajos, y que se usa para producir tejidos de lujo.

Además, bajo la tendencia ecológica están naciendo nuevas fibras de la cáscara de la papa o yuca para fabricar ropa, sintéticos, papel y plásticos biodegradables. Iniciativas ambientales que junto con el “Banapel” – papel a partir de los residuos de la planta de plátano – están revolucionando la producción de fibras amigables con el medio ambiente.

Lee también: Plátano, una combinación rica en sostenibilidad.

Comida para mascotas

Hasta ese animalito que alegra tu vida en casa es beneficiado por el agro. La comida en croquetas para tu perro o gato suelen tener verduras y aditivos de cereales como arroz, maíz, trigo o cebada, además de aportar dulce natural extraído de la caña de azúcar o la remolacha.

Aceites y combustibles

El transporte funciona gracias al etanol, un combustible que reemplaza el petróleo, producido a partir de materias primas que cuentan con un alto contenido en azúcar como el sorgo dulce, la remolacha azucarera y la caña de azúcar, principal fuente del combustible en países tropicales como Brasil.

Así mismo, existen otros cultivos feculentos como el maíz, trigo, cebada, papa y yuca que influyen en la elaboración del etanol.

El biodiesel que también es un combustible para motores es elaborado a partir de aceites vegetales y semillas como la soja, el girasol o el maní, estos cultivos tienen una amplia expansión en Brasil, país posicionado como uno de los mayores productores de etanol y biodiesel en el mundo, seguido de Canadá y China.

Lee también: Soja, un cultivo ideal con sello latinoamericano

Ahora que ya conoces cómo son fabricados muchos productos que usas a diario, te preguntamos de nuevo: ¿cuánta agricultura hay en tu ciudad?

Fuente:

Artículos relacionados

Iniciativa

¿Reconoces estos alimentos?

¿Tienes dudas sobre lo que estás comprando al mercar? ¿Eres de los consumidores que le cuesta diferenciar el perejil del…
Ver +
Iniciativa

Un cultivo ideal con sello latinoamericano

Quizá no lo sepas, pero la soja o soya es una de las legumbres más consumidas en el mundo. Está…
Ver +
Iniciativa

¿Qué tanto sabes sobre las frutas amarillas?

Quizás no seas consciente pero a diario o varias veces en la semana puedes consumir alimentos como jugos, postres, dulces…
Ver +